A destacar…

A destacar…
To highlight…

 

1.   ALTAR DE SANTA MARÍA LA REAL DE LA ALMUDENA.

En el lateral derecho del crucero se ubica el altar dedicado a la Patrona de la ciudad de Madrid, la Virgen de la Almudena, al que se accede por dos escaleras laterales.

La Virgen está colocada en la hornacina central de un impresionante retablo, pintado por el maestro Juan de Borgoña (finales del s.XV, comienzos del s.XVI), constituido por dieciocho tablas de estilo hispano-flamenco, y procedentes del Palacio Arzobispal.

Altar Virgen Marca

La talla policromada, que actualmente conservamos, fue realizada probablemente a finales del siglo XV por el escultor Diego Copín de Toledo. Representa a la Virgen de pie con el Niño Jesús desnudo entre sus brazos. Esta realizada en madera de pino y a lo largo del tiempo ha sufrido varias modificaciones.

Asimismo, la Virgen se alza sobre un trono de plata, que como reza la inscripción, fue regalado por el pueblo de Madrid en época del  Rey Felipe IV.

 

2. SEPULTURA DE LA REINA Mª DE LAS MERCEDES

Sepultura Ma Mercedes marcaA los pies de la Virgen de la Almudena, se halla la sepultura de la Reina M ª de las Mercedes de Orleans. Fiel devota de la Patrona, promovió desde sus comienzos la construcción de este templo, junto su esposo el Rey Alfonso XII. Sus restos fueron trasladados desde el Monasterio de El Escorial en el año 2000.

 

3. ARCÓN GÓTICO DE SAN ISIDRO.

La capilla central de la girola está dedicada a San Isidro Labrador, Patrón de Madrid y a su esposa, Santa María de la Cabeza. Las tallas policromadas de ambos santos son obra del escultor Juan Alonso Villabrille y Ron, en estilo barroco del siglo XVIII.

La capilla está presidida por el arca funeraria que contuvo el cuerpo incorrupto del santo hasta el siglo XVII, cuando fue sustituida por un arcón de plata realizado por la Cofradía de plateros de San Eloy, tal y como se expone hoy en el altar mayor de la Real Colegiata de San Isidro. 

El arca medieval se trata de una caja externa de madera que a su vez contenía en su interior otra caja más pequeña con el cuerpo del santo. Toda ella está policromada con pasajes alusivos a la vida del santo y de su esposa en un señalado estilo gótico-mudéjar.

 Arcón Marca

4. ALTAR MAYOR.

Presidiendo el altar mayor se eleva la espléndida talla del escultor cordobés Juan de Mesa. Cristo Crucificado, conocido como el Cristo de la Buena Muerte, realizado en madera policromada sigue el característico estilo barroco del siglo XVII.  

En él apreciamos las características propias de la obra de Mesa, como son sus paños de gran barroquismo, sus piernas descarnadas y su enorme patetismo de la figura.

Este Cristo está clavado en una cruz de madera de cedro de Líbano que fue tallada en 1993 por el escultor sevillano Manuel Guzmán Bejarano. 

A la derecha del altar mayor se encuentra la cátedra episcopal, tallada en nogal, de estilo neo-gótico, realizada por el artesano Ramón Fenollosa. Y en su parte trasera se ubica la sillería del coro, obra del escultor Lapayese, procedente de la Colegiata de San Isidro.

Cristo buena muerte marca 

5. PRESBITERIO: CORONA MISTÉRICA.

El 28 de abril de 2004, el Cardenal-Arzobispo de Madrid, D. Antonio María Rouco Varela, bendijo las pinturas y vidrieras que decoran el ábside de la Catedral. El conjunto está compuesto por siete murales conformando la llamada “corona mistérica”, y ocho vidrieras. Los trabajos fueron dirigidos por Kiko Argüello, iniciador del Camino Neocatecumenal.

Las pinturas representan siete de los misterios más importantes de nuestra salvación: el Bautismo, la Transfiguración, la Muerte, la Resurrección, la Ascensión de Nuestro Señor y la venida del Espíritu Santo en Pentecostés.

Al centro de la composición, presidiendo toda la Catedral, la imagen de Jesús Pantocrátor, en su Segunda Venida, cuando vendrá a juzgar a los vivos y a los muertos. En el libro abierto que sostiene, está escrito: “Amad a vuestros enemigos. ¡Vengo pronto!”.

Las siete vidrieras, realizadas en la isla de Murano (Venecia), están dedicadas a la Palabra o Verbo de Dios con su nombre en diferentes idiomas: latín (verbum), griego (logos), hebreo (dabar), siríaco (melaj), ruso (slovo) y español (palabra). En el centro de todas ellas, el nombre que resume a la Iglesia, el nombre de MARIA.

Bajo la imagen del Pantocrátor otra vidriera, en ella está representado Cristo resucitando de la muerte con la bandera de la victoria en la mano izquierda y con la mano derecha levantada mostrando sus llagas gloriosas. A los pies de Cristo aparece la tumba vacía con las vendas y el sudario, símbolo del triunfo de la Vida sobre la guerra y la muerte.

Corona mistérica marca 

6.   RELIQUIA DEL BEATO JUAN PABLO II.

Junto a la Capilla del Santísimo, en un pequeño nicho se puede venerar la reliquia del Beato Papa Juan Pablo II, una ampolla con su sangre que fue donada por el Arzobispo de Cracovia, el Cardenal Stanislaw Dziwisz, que fue el secretario personal del Beato Juan Pablo II, al Cardenal Rouco, Arzobispo de Madrid, durante la Jornada Mundial de la Juventud del año 2011.

 Reliquia JPII Marca

7.  ESCULTURA: CRISTO YACENTE DE JUAN DE ÁVALOS.

     PINTURA: EL EXPOLIO DE RIZI.

Con este Cristo yacente, el escultor Juan de Ávalos, ganó la primera medalla de Oro de Escultura en la Exposición Nacional de Bellas Artes celebrada en el Palacio de Velázquez del Retiro de Madrid en el año 1957.

La figura está labrada en piedra blanca de Escobedo, y el fondo y los paños en piedra negra de Calatorao. La composición y el modelado de esta obra tienen la serenidad y dignidad que requiere el tema.

En la pared lateral de entrada a la Capilla del Santísimo, se exhibe un grandioso lienzo sobre el “Expolio de Cristo” del pintor barroco Francisco Rizi. La obra, propiedad del Museo del Prado, está acogida en forma de depósito por la Catedral.

Rizi destacó por sus grandes pinturas de altar y como gran decorador y maestro efectista, características que se pueden observar en este lienzo, encargado en su origen para el convento de los Capuchinos de la Paciencia de Madrid.

Cristo yacente marca

 8.   LA ESTELA DE LA ALMUDENA.

La pieza está situada a mano izquierda de la puerta de entrada, delante del retablo renacentista de Juan González de Becerril, yerno y discípulo de Pedro Berruguete, procedente de la localidad madrileña de Horcajo de la Sierra.

La Estela de la Almudena es una obra original del maestro Manuel Carrera, considerado internacionalmente como el orfebre español contemporáneo más reconocido. Esta joya de la orfebrería madrileña, realizada en plata, ha sido donada a la Catedral de la Almudena por la Fundación Villa y Corte de Madrid.

La Estela recoge toda una profunda simbología: los momentos bíblicos más trascendentales, los patronos de nuestra ciudad, la propia ciudad y sus gentes, reyes, cardenales y papas. Todo el conjunto se corona con una bellísima escultura de plata que representa la famosa Piedad de Miguel Ángel.

 

9.   ÓRGANO.

A los pies de la catedral, sobre la puerta principal se puede admirar el monumental órgano,construido en Barcelona por el organista Gerhard Grenzing y considerado como una verdadera joya.

 Organo marca

10. MUSEO Y CÚPULA DE LA CATEDRAL.

El museo muestra un recorrido por la historia de la Iglesia de Madrid. A través de doce salas, el visitante se adentra en el origen de la Diócesis, la construcción reciente de esta Catedral y el recuerdo de sus Patronos: Santa María la Real de la Almudena y San Isidro Labrador.

 Se completa la visita con las nuevas estancias de la Catedral: la Sala Capitular y la Sacristía. Decoradas con brillantes mosaicos por el sacerdote esloveno P. Mako Iván Rupnik. En este recorrido, el visitante también podrá disfrutar de las espectaculares vistas de la ciudad de Madrid desde la Cúpula. 

 DSCF0932 copia

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política sobre las cookies. Para saber más sobre las cookies que utilizamos y cómo eliminarlas, consulte nuestra política de privacidad: política de cookies

Acepto las cookies de este sitio.

ACEPTAR